Tu vida fuese diferente si hubieses aprendido estas 4 lecciones de vida desde niña

Tu vida fuese diferente si hubieses aprendido estas 4 lecciones de vida desde niña

Saber esto puede transformar tu vida

Yo me pregunto, ¿Por qué a mí no me enseñaron esto cuando estaba en la escuela? Siempre digo, “Dios mío con todo lo que sé hoy, tantas cosas que hubiese podido evitar”; sin embargo, también entiendo que mi proceso tenía que ser de la manera en que sucedió.

Lo que compartiré contigo son lecciones de vida que deben ser enseñadas desde que estamos en proceso de formación, para tener una vida exitosa en todo el sentido de la palabra, para ser feliz.

Tener estas lecciones de vida en mente y aplicarlas pueden transformar tu vida:

1 - El perdón es algo que tú haces por ti y para ti, aferrarse al enojo y resentimiento arruina tu propia felicidad y causa muchos problemas a tu alrededor. Te lleva a crear una mentalidad de víctima lo que prolonga una vida miserable.

2 - La perseverancia es un componente crítico para el éxito.

Hay muchas personas que nacemos siendo perseverantes; no obstante, si tú no eres perseverante, necesitas saber que tú lo puedes aprender.

Necesitas tener un deseo verdadero y profundo de aprenderlo y créeme, Dios te va a dar las herramientas para que lo logres. Si tú tienes una meta y algo no sale bien, no cambies tu meta, persevera hasta que la alcances. En realidad fue la perseverancia la que me trajo a este punto de mi vida y la que me llevó a crear mi propia metodología para enseñarle a otras mujeres a vivir libres emocionalmente y felices.

3 - La felicidad es nuestra responsabilidad

Sería increíble que los demás piensen, se expresen y se comporten como nosotros queremos, para ser feliz. Pero amiga, lamentablemente, eso es una ilusión. Todos, absolutamente todos, vemos el mundo con un lente diferente.

Esto quiere decir, que tienes que aprender a tomar responsabilidad de tu propia vida y parar de colocar esa responsabilidad en los demás.

“Sé el cambio que quieres ver en el mundo”. – Gandhi

4 - La incomodidad es crecimiento

Aprende a amar la incomodidad, no vas a crecer a menos que te atrevas a tomar acciones que te hagan sentir incómoda. A la mente le encanta estar cómoda aunque infeliz, pero cómoda. Son las acciones que más nos incomodan las que nos permiten crecer y crecer rápido, como cuando yo tomé la decisión de buscar ayuda. Al principio, no quería aceptar que lo necesitaba, ni tampoco quería invertir dinero en mí. Pero lo hice, y a partir de ese momento no he dejado de tomar acciones que me incomodan. Lánzate a tomar acciones incómodas.

5 - La única pared entre lo que queremos y nosotros, somos nosotros mismos.

La gran mayoría de las veces esto es muy cierto, son nuestras excusas, juicios, auto sabotaje, miedos, los que se atraviesan y nos hacen ver imposible lo que queremos lograr. La única manera de derrumbar esa pared es tomando las acciones adecuadas y con fe.

Después de leer esto, reflexiona acerca de tu propia vida y de cómo sería todo diferente si aplicaras estas lecciones en tu vida.

Quiero que sepas, que aunque no lo sepas aún, eres una mujer increíble, valiosa y hermosa. Te deseo que puedas ver siempre la luz en tu camino.

Margarita Foss

P.D: Si necesitas el apoyo para obtener más claridad mental, aumentar tu productividad cerrando ciclos del pasado y ser feliz agenda una llamada de claridad mental hoy mismo